Seguí nuestro mapa de viaje:

Follow our trip on this map:

Somos Jor y Gonza, dos personas apasionadas por viajar, fotografiar y vivir la simpleza de lo cotidiano. Nos conocimos en uno de esos paraísos que tiene nuestro mundo y un día decidimos dejar atrás lo cómodo y conocido para subirnos al Fusca, nuestro WV Escarabajo'80 y dejar que el viento nos lleve.

Leer más.

 

We are Jor and Gonza, two young, passionate people, that love travelling, taking pictures and living simply. We met at one of those paradises of our world and one day decided to leave confort and know behind to get on our 1980 VW beetle and let the wind take us. 

Read More

Dónde estamos ahora?
Where are we now?
SOBRE ESTE BLOG/ ABOUT THIS BLOG

Llevados por el Viento es un blog de viajes mediante el cual intentamos compartir nuestras experiencias y aventuras a través de un recorrido por el continente americano.

Leer más.

Guided By the Wind (Llevados por el Viento) is a travel blog through which we wish to share our experiences and adventures across the American Continent.

Read more. 

SOBRE NOSOTROS
ABOUT US
Contáctanos!
Contact us!

September 28, 2018

Please reload

Otras entradas

Subiendo Río arriba

July 10, 2015

Dejamos Parati y por la BR101 que ya habíamos usado para atravesar gran parte del litoral brasileño, subimos hacia Río de Janeiro. 250km nos separaban por el litoral y nuestro objetivo era llegar a Copacabana para una mateada con amigos. El viaje fue sin demasiadas dificultades y si bien el tránsito de las ciudades no se compara con el de la ruta o de los pueblos, al ser domingo, no tuvimos complicaciones.

 

Llegados a Copacabana, alrededor de las 2 de la tarde, decidimos ir a almorzar y encontramos un lugar seguro para dejar nuestro auto y casa en la playa de Leme, en una estación de servicio BR.

Almorzamos, luego llegaron los amigos y nos tomamos unos mates con brasileños, argentinos, ingleses y así como había sucedido en Parati la noche anterior, nos despedimos con nostalgia de gente muy querida.

Antes de irnos de Río, nos quedamos un día para aprovechar por ultima vez juntos, algunos puntos y compartirlos con nuestros lectores. Por la mañana hicimos un paso por la famosa Escadaria de Selaron, un artista chileno que desde fines de la década del '80 decidió decorar la escalera que comunicaba Lapa con Santa Teresa (una de tantas), y que atravesaba por el frente de su casa. Poco a poco, Selaron fue recogiendo bañaderas y azulejos de obras en Río y fue decorando la escalera. Los visitantes que cruzaban por ella comenzaron a enviarle azulejos y hoy en día tiene mas de 10.000 piezas, entre ellos, algunos con frases o con dibujos hechos por el autor.

De la Escadaria, nos fuimos a almorzar comida bahiana a Santa Tereza y luego al Pan de Azúcar, desde donde nos despedimos esta vez, sí, de la Cidade Maravilhosa y nos fuimos hacia la Región de los Lagos.

Se refiere a esta región, a varias localidades al noreste de Río, donde abundan lagos de agua dulce, famosos por la practica de deportes de viento como kite-surfing o wind-surf. Allí nos habíamos contactado con una pareja de couchsurfing que había viajado por América en combi, Martin y Martina quienes nos aconsejaron dormir directamente en la calle o en alguna playa... pero nosotros, aun inexpertos, dudamos y fuimos a un camping, pero como llegamos de noche (12 de la noche!) el cansancio hizo que no podamos encontrarlo y nuestra primer noche de Buzios la pasamos en un estacionamiento de un supermercado.

Fuimos a Buzios por su conocido nombre, por sus populares playas y también por recomendación de familiares y amigos. Buzios, que en realidad se llama Armação dos Buzios, debe su nombre a su historia de villa de pescadores desde el siglo XVII. La "Armação dos Buzios" es una trampa para peces hecha con caracoles (buzios) y maderas. Alguna vez atrás, hasta la década del '60 Buzios supo ser una localidad pequeña y romántica, sin electricidad, con muchas playas desérticas y gastronomía caiçara, con platos como el PF (hipervinculo) a bajo precio. 

En 1964, la famosa actriz francesa, Bridgitte Bardot, quien tenía un novio brasileño en su visita a Río de Janeiro se vio tan hostigada por los paparazzis que decidió junto a su pareja, Bob Zagury, en escapar a Buzios dando una fama a este pequeño pueblo, hoy convertido en una pequeña ciudad, extendida a lo largo del litoral hacia el sudeste con limite en Cabo Frío y Arraial do Cabo y hacia el noreste hacia Río das Ostras, casi sin distinción del límite municipal.

 

Buzios tiene playas para todos los gustos, para hacer snorkel, con aguas transparentes como João Fernandes; con olas para surfear, como Geriba o Praia Brava; playas para la familia, con infraestructura y estacionamiento, como Tartaruga o Armação, así como Ossos.

Esta versatilidad hace que Buzios tenga todo tipo de turismo y así hay muchísimas posadas y alojamientos para todos los gustos y presupuestos. En verano, no solo es visitada por argentinos y uruguayos (sus primeros turistas extranjeros), sino mismo también por muchos brasileños, especialmente habitantes de la capital del estado y sus suburbios.

 

Luego de haber pasado una noche en el estacionamiento del súper "Princesa", a la mañana siguiente nos mudamos a Geriba, a un camping donde pasamos dos noches y aprovechamos para hacer uso del horno, wifi y lavado de ropa. Pasadas esas noches, y mas experimentes y confiados, decidimos tomar el consejo de "los martines" como bautizamos a nuestros amigos de couchsurfing y nos mudamos a otro punto de Geriba, a una cuadra muy tranquila donde pasamos dos noches mas.

En nuestra primer mañana, fuimos a conocer la playa de Ferradura, de aguas calmas, arena estrecha y con pocas posadas aunque muchas casas que daban al mar. Fue un buen comienzo, y nos permitió relajar la vista luego de los más de 400 km que habíamos viajado el día previo. Al día siguiente fuimos tras la búsqueda de un electricista que nos ayudase a arreglar un problema con el botón de encendido de la luz del auto y acompañados por Martin, conversamos horas bajo la lluvia, mates de por medio... mientras nos arreglaban el Fusca. A la tarde nos fuimos a conocer otras playas.

 

Al día siguiente, los cinco (Los Martines, Leia y nosotros dos) nos fuimos a recorrer Arraial do Cabo (a 21km) y conocimos sus fantásticas playas, Praia dos Anjos, Praia Grande y nuestra favorita: Prainha do Atalaia, o simplemente como muchos la llaman, Prainha.

Su arena blanca, sus aguas transparentes y su falta de infraestructura que la hacían espaciosa, nos enamoró y mientras observábamos a los Escunas pasar x enfrente y visitar la Praia do Farol, nos dedicamos simplemente a disfrutar.

Llegado el atardecer comenzamos a pegar la vuelta y paramos en Praia Grande donde nos tomamos los últimos verdes, charlas de por medio. Ellos nos pasaron su experiencia y compartimos sueños en común. Fue un gran día y un gran atardecer lo cerró.

Pasamos cuatro días muy felices en Buzios, preparando nuestra partida de Río, admirando las bonitas playas, recorriendo el pintoresco centro y llevando con nosotros a Leía a conocer todos los rincones de la región. Pero todo tiene un plazo y queríamos seguir viajando, asique nos subimos al Fusca, enganchamos la casa rodante y partimos en dirección norte. El nuevo objetivo: Espíritu Santo.

 

 

Please reload

Seguinos:
Please reload

Buscar por Tags
  • Facebook quadrado preto
  • Pinterest preto quadrado
  • Instagram Basic Black
  • YouTube Quadrado Preto