Seguí nuestro mapa de viaje:

Follow our trip on this map:

Somos Jor y Gonza, dos personas apasionadas por viajar, fotografiar y vivir la simpleza de lo cotidiano. Nos conocimos en uno de esos paraísos que tiene nuestro mundo y un día decidimos dejar atrás lo cómodo y conocido para subirnos al Fusca, nuestro WV Escarabajo'80 y dejar que el viento nos lleve.

Leer más.

 

We are Jor and Gonza, two young, passionate people, that love travelling, taking pictures and living simply. We met at one of those paradises of our world and one day decided to leave confort and know behind to get on our 1980 VW beetle and let the wind take us. 

Read More

Dónde estamos ahora?
Where are we now?
SOBRE ESTE BLOG/ ABOUT THIS BLOG

Llevados por el Viento es un blog de viajes mediante el cual intentamos compartir nuestras experiencias y aventuras a través de un recorrido por el continente americano.

Leer más.

Guided By the Wind (Llevados por el Viento) is a travel blog through which we wish to share our experiences and adventures across the American Continent.

Read more. 

SOBRE NOSOTROS
ABOUT US
Contáctanos!
Contact us!

September 28, 2018

Please reload

Otras entradas

Eligiendo nuestra propia Aventura

February 2, 2015

Nosotros queríamos viajar, a donde sea y como sea. Soñábamos con infinitos destinos y diferentes medios de locomoción. Pero un día miramos al Fusquita y pudimos percibir sus ganas de mover, de rodar, de ruta, de viento, de libertad. Ahí decidimos que debíamos postergar muchos viajes y darle prioridad al viaje en auto, el cual comenzó cuando hicimos nuestro primer viaje juntos al Norte Argentino, que en su inicio era hacer la tradicional Ruta 40 de punta a punta y luego se convirtió, por qué no en otro tradicional, Argentina-Alaska!

 

 

Pero aún nos faltaba algo, queríamos viajar libres, sintiendo libertad no solo de movimiento (que nos da el auto) sino también libertad de estar donde queramos, donde más nos guste, donde podamos. Llegar a un destino después de haber recorrido varios kilómetros y encima tener que buscar un lugar donde quedarnos, ya nos resultaba cansador. Dormir en carpa, todo lindo al principio pero después querés un poco de comodidad, privacidad. Miles de cosas pasaron por nuestra cabeza, que sí que no, que carpa, que no carpa, pero a los pocos días estaba decidido: Viajamos en Fusca + Casa Rodante.

 

Ahí fue cuando empezamos a conocer el mundo de los viajeros con casa rodante (CR)  llamados: Rodanteros. Hay muchas páginas web y grupos en Facebook donde se reúnen, se produce la compra y venta, se sacan dudas, tanto de CR como de caminos, campings, encuentros, etc. Ni Gonza ni yo teníamos la más mínima idea de que se trataba, y asi, además de sumarnos a sus grupos y comenzar a leer y leer y leer… empezamos también a conocer y seguir a todo tipo de viajeros en CR. Los que tienen mansiones rodantes, con súper cocinas y living comedor hasta los más pequeños sin baño y con una mini cocina externa. Nosotros íbamos mas por el medio, en realidad del medio más para el lado de las pequeñas CR, ya que nuestro Fusquita no puede remolcar algo muy pesado. Entonces empezamos las averiguaciones, de peso, de medidas y comodidades. Así fue como agarramos papel y lápiz y empezamos a diseñar nuestra propia CR.

 

 

En el papel se veía hermosa e ideal, todo lo que estábamos buscando estaba ahí, en ese papel.

 

Gonza se pasó días y noches en búsqueda, y sí… a mí la búsqueda en internet no me divierte mucho. Así que a los pocos días Gonza era todo un Rodantero, había incorporado un vocabulario altamente profesional, se mandaba mails, hablaba por teléfono con propietarios, etc. En la búsqueda hay miles de CR y de constructores. Fuimos a ver algunas, pero ninguna se parecía a nuestro diseño, o eran muy grandes o muy chicas, la nuestra era justa, justa para nosotros, justa para el Fusquita.

 

En esa eterna búsqueda un día apareció Miguel, un rodantero con todas las letras, el cual fue viajero mucho tiempo y hace varios años se dedica a la construcción y claro, cuando puede hace sus escapadas en CR a algún lugar.

 

Coordinamos una entrevista y fuimos a su local. Cuando nos abre la puerta nos encontramos con un señor muy alto, de bigote, rulos, una panza que demuestra su buena alimentación, remera agujereada y olor a cigarrillo… él nos recibió con un confianzudo saludo y recordaba nuestros nombres. Entramos al local y entre CR, olor a madera, pegamento, pintura y ruidos de soldadoras, nos dirigimos a la oficina y ahí los tres nos pusimos a hablar. Va, hablar… Miguel hablaba y nosotros escuchábamos. Estuvimos en la oficina calculo unas 2 horas, hablando, rediseñando, mirando CR, etc. Tratamos de resumirle a Miguel lo que queríamos y nos fuimos a la espera de un presupuesto. A la salida del local, nos subimos al Fusca y el silencio nos inundó, nos dolía la cabeza, no podíamos hablar, solo tratábamos de acomodar tanta información recibida. Pero había algo que a los dos nos decía que habíamos encontrado el lugar, que Miguel tenía que ser nuestro constructor. Miguel nos dio seguridad, la seguridad de un sabio en el tema, relajado, sencillo, humilde y simple, qué mas necesitábamos?

 

A los pocos días nos llegó el presupuesto que se acomodaba perfectamente a nuestros ahorros, la decisión estaba tomada. Era hora de empezar… así fue como a principios de diciembre de 2014 empezó oficialmente la construcción de nuestra CR.

 

Los primeros 15 días no tuvimos muchos avances, o por lo menos para nosotros, pero después recibimos el llamado de Miguel, diciendo que había algo hecho y que podíamos pasar a verlo. La ansiedad nos superaba y el viaje hasta la localidad de San Martin (Buenos Aires), que es donde está el local de Miguel (Pbarbus), se nos hizo eterno. Pero llegamos, cámara en mano para registrar todo y ahí la vimos, nuestra pequeña casa, nuestro futuro hogar empezaba a tomar forma…

 

 

La felicidad que sentimos no se puede explicar, no podíamos dejar de mirarla, de tocarla. A partir de ahí tuvimos encuentros más periódicos  y avances más rápidos.

 

 

 Mientras Miguel construye nosotros nos dedicamos a la compra de otras cosas, muchas veces bajo la supervisión o recomendación misma de él! claro… que para esta altura ya tiene apodos cariñosos como: el Tío Miguelito o Bigote. Nos pasa muy seguido que vamos con una idea y él no solo que ya la conoce sino que tiene una mejor… pero bueno.

 

Así es como estamos ahora, en plena toma de decisiones, eso que a Jor le encanta… las cortinas, la bacha del baño, el piso, las puertas de madera, los estantes, la pintura, etc. Nosotros nos tomamos esta construcción como la construcción de la casa propia. No es una simple CR que vamos a usar para irnos de vacaciones, este va a ser nuestro hogar por quién sabe cuánto tiempo… es por eso, que en cada detalle, cada decisión, le ponemos la pasión de estar haciendo nuestra casa, nuestro primer hogar juntos.

 

Claro, viajar en un auto de 1300 cilindradas y una casa rodante atrás, no es para cualquiera, pero una vez más, esta claro: en los viajes asi como en la vida, no hay recetas, cada uno tiene que elegir su propia Aventura.

Please reload

Seguinos:
Please reload

Buscar por Tags
  • Facebook quadrado preto
  • Pinterest preto quadrado
  • Instagram Basic Black
  • YouTube Quadrado Preto